SIG 2008, estrógeno y testosterona


Que el sexo, la sexualidad, los géneros y la picardía están asociados a la comida es evidente. Este año el Salón Internacional de Gastronomía se mueve en esas aguas profundas y multicolores de la sensualidad, las diferencias entre las cocinas femeninas y masculinas y los posibles usos eróticos de los alimentos. Este año el SIG se llena de erotismo y voluptuosidad con ponencias de cocineros, enólogos y expertos en las materias gastronómicas que despertarán los sentidos al más indiferente.

Yo tengo la dicha absoluta, de participar (el Domingo 2 de Noviembre a las 3 pm) en una performance bautizada con el lúdico nombre de "Cocina de uno para el placer de dos". Mauricio García, quien se divierte en Margarita cocinando con los deliciosos productos que allá consigue, se trae un cargamento de ostras y erizos para el deleite de los asistentes. Yo voy a leer dos de mis cuentos (los más ardorosos) y para mi mayor felicidad, mi esposo Reinaldo Angulo cantará acompañado de su cuatro, las mejores canciones gastronómicas venezolanas.

El SIG va a ser una fiesta, la fiesta del gusto y de la sensualidad.

El programa lo podrán ver en el blog de La Guayaba Verde

1 probaron y opinaron:

Emperatriz Mata dijo...

Allá estaré haciendo barra!!!